Unity Software recortará el 25% de su plantilla

El proveedor de software de videojuegos Unity Software dijo el lunes que recortará su fuerza laboral en un 25%, o alrededor de 1.800 puestos de trabajo, en uno de los primeros despidos importantes del sector tecnológico este año.

En una presentación ante el regulador, Unity dijo que los recortes le permitirían reestructurarse y reenfocarse “en su negocio principal y posicionarse para un crecimiento rentable a largo plazo”. La compañía agregó en un comunicado que los equipos de toda la empresa se verían afectados.

La semana pasada, Xerox dijo que despedirá al 15% de sus 23.000 empleados globales en el primer trimestre de 2024, en un esfuerzo por cambiar aún más su enfoque hacia los servicios y alejarse de las fotocopiadoras.

Los recortes señalan lo que podría ser el comienzo de otro año difícil para la industria tecnológica, que despidió a decenas de miles de empleados el año pasado debido a las difíciles condiciones económicas y las proyecciones demasiado optimistas para el crecimiento de las empresas. Si bien muchas empresas de tecnología han dicho que lo peor ya pasó, pocas han podido recuperar el impulso de ventas previo a la pandemia que las impulsó a contratar más personas.

Unity ha recortado puestos de trabajo en el pasado, incluidos 265 en noviembre, después de que el director ejecutivo interino James Whitehurst anunciara un “reinicio” de la empresa durante una conferencia telefónica sobre resultados.

La empresa afirmó en su comunicado que “la decisión no se tomó a la ligera” y que estaba comprometida a ayudar a los empleados afectados.

El software de la empresa con sede en San Francisco es la piedra angular que impulsa los juegos de más de dos millones de desarrolladores.

El otoño pasado, la compañía enfrentó una fuerte reacción de miles de desarrolladores de juegos en todo el mundo por un cambio en su estructura de precios. La nueva estructura de precios, que se suponía que finalmente impulsaría a la empresa hacia la rentabilidad, habría traspasado las tarifas a los desarrolladores que dependían más del software a medida que sus juegos ganaban popularidad.

En octubre, John Riccitiello, uno de los principales defensores del cambio de precios, renunció como director ejecutivo después de nueve años en Unity. La empresa redujo algunos cambios tras las quejas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *